martes, 3 de enero de 2012

2011.

Gracias. Gracias por calentar mi sonrisa en el invierno, no dejar que se pierda en el otoño, ayudarla a florecer en primavera y verla brillar en verano. GRACIAS POR HACER QUE SE ATREVA A SALIR TODOS LOS DÍAS DE ESTE ÚLTIMO AÑO. Gracias por los mejores momentos, y gracias por no dejarme sola en los peores. Gracias también, por el comienzo de esto a lo que no le vemos fin, porque no lo tiene, son 143 días., y serán millones más. Y no pido nada, solo que sigáis conmigo, yo no quiero un 2012 con vosotros, quiero la vida entera; AUNQUE VENGAN MIL DÍAS GRISES. 












Grandes? Que va, yo hablo de ENORMES. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario



De las distintas formas de besar que existen yo me quedo con la suya.